De tu lado

enero 16, 2008

Quisiera estar de tu lado, como de tu lado están tus cosas. Aquel peine por las mañanas, tus lapiceros en el café; quisiera ser aquel pañuelo rodeado a tu cuello, que sospecho, ni te abriga, sino aturde un poco a los sujetos de las calles por el efecto de elegancia que ejerce sobre ti. Ser las teclas que golpeas, el perfume que para mi huele a papel, ser tus papeles, tus libros, tu enternecedor odio a los gatos, el perro que quieres tener y también sus ladridos y tus puntos finales sin retorno al párrafo anterior. Mis cosas, sin embargo, están de tu lado: mi carácter, mi aburrimiento, mis palabras, mis pestañas y mis recuerdos en viceversa.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: